publicidad publicidad

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad

‘De vocación, juglar’ o Crispín d’Olot en tierras colombianas

● Ibañeza.es ►Viernes, 14 de octubre de 2011 a las 8:48 1 Comentario


Sandra F. Barrera Ruiz

Aunque en el tiempo de Alfonso X fueron incluso declarados infames, esta especie ha sobrevivido al paso de los siglos para la fortuna de nosotros los demás mortales. Abrapalabra 2011, que es el festival de la palabra que se celebra en Bucaramanga- Colombia y que se ubica entre uno de los más importantes de su género en Iberoamérica, tuvo la magnífica oportunidad de tener como invitado preferencial al juglar más impresionante de que se haya tenido noticia: Crispín d’Olot. Este juglar, trovador, verseador e instrumentista con dotes más allá de lo que creímos que podría llegar a alcanzar nuestra imaginación, nos elevo de la silla en el teatro y en el parque despojó a nuestro espíritu de cualquier tipo de ataduras.

Crispín d'Olot durante una actuación en el Teatro Municipal de La Bañeza, hace unos meses.

Cada vez que Crispín aparecía con su palabra, su guitarra, su zanfoña o viola de rueda, o su “bejuco” (instrumento musical bastante artesanal, que adquirió paseando por alguna de las calles de Girón-Colombia y que resulta una mezcla de guitarra con laúd) entre otra decena de utensilios, éramos una mezcla de niños ilusionados y adultos incrédulos ante la posibilidad de que tamaño personaje estuviera en el festival sin haberse escapado de algún volumen de la literatura medieval.

Lo que resulta aun más delicioso, es que dentro del banquete de contadores de historias que viajaron desde los cinco contenientes compartiendo sus tradiciones orales, fueron justamente las de nuestro cultor del mester de juglaría, las que despertaron no solo los mejores comentarios y admiraciones, sino además la afición de los espectadores por conocer cada detalle de su oficio y el origen de sus ocurrencias y ocurridos y así hacer un fantástico viaje por sus 400 años (un poco más, un poco menos) de vida, en León su pueblo al que ya todos deseamos ir. Alistar por favor la hostelería que una caravana de visitantes Bumangueses estará pronta a arribar. Larga vida al juglar de todos los tiempos.

publicidad publicidad

Un comentario de los lectores en “‘De vocación, juglar’ o Crispín d’Olot en tierras colombianas”

  1. OBSERVADOR dice:

    Juglar, trovador y bañezano, que vas haciendo patria fuera de nuestras fronteras y das a conocer, a través de tus romances, las excelencias de las Riberas del Orbigo y demás comarcas bañezanas: Páramo, Valduerna, Valdería y Cabrera.
    Esperamos volver a poder disfrutar muy pronto de tu personaje CRISPIN D’OLOT en La bañeza.
    Enhorabuena.


publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad publicidad


publicidad


publicidad

    publicidad publicidad


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2020 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es