publicidad Publicidad publicidad

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad


La Bañeza, los bañezanos y los miles de visitantes que este fin de semana acudieron a la capital leonesa del motociclismo para disfrutar del Gran Premio de Velocidad en el que es el circuito urbano más famoso y antiguo de España demostraron que la «ciudad de las motos», con letras mayúsculas, tenía ganas de volver a sentir el olor a gasolina y ruido en sus calles después de dos agostos en silencio y tres años esperando que llegara el momento de volver a oír aquello de «circuito cerrado, circuito cerrado».

Por todo lo alto y con miles de aficionados situados a ambos lados del trazado del circuito que se abre entre las casas, en las ventanas y balcones de las viviendas o a través de la televisión, La Bañeza celebró este fin de semana que hace setenta años comenzó una aventura que ha conseguido no solo abrirse hueco entre la afición motera nacional y los pilotos sino convertirse en un lugar casi de culto.

Con el Moto Club Bañezano como organizador y el Ayuntamiento de La Bañeza como patrocinador principal, el Gran Premio de Velocidad no es una carrera competitiva ni puntuable para ningún campeonato pero para un piloto inscribir su nombre en el libro de honor de la prueba es «todo un orgullo», como dijo Benjamín Grau en la que fue su despedida de las dos ruedas, a quien este domingo se le brindó un sencillo homenaje.

En cuanto a palmarés del 61 Gran Premio Ciudad de La Bañeza, en la categoría reina de GP125/ Moto3 fue vencedor Alejandro Martínez Mas con un tiempo total de 8:01.584 y quien le dedicó la carrera a su hermano fallecido. Estuvo seguido por Manuel Hernández y Kevin Sojo.

En las Clásicas 4T el piloto que se colocó en el primer peldaño del cajón fue el malagueño Juan Francisco García, como ya se había visto el sábado en la tanda de entrenamientos tras mantenerse durante toda la carrera el primero a pesar de que Hugo Carlos Lacunza le pisaba los talones durante las diez vueltas.

Por lo que respecta a las Clásicas 2T, una vez más y van ocho ediciones con su Montesa desde hace una década, gran actuación de Sergio Fuentes, que además de colocarse el primero durante toda la prueba rompió el récord de oro en el trazado de La Bañeza. Juan Francisco Risueño completó el podio junto a Juan Carlos Espí en una mañana de emoción, gasolina y mucho motor.

El Gran Premio en su 61 edición. / Foto: Peio García

publicidad publicidad

Un comentario de los lectores en “El sonido de los motores y el olor a gasolina devuelven la ilusión a la ‘ciudad de las motos’”

  1. Lorena dice:

    Lo único bueno de las Fiestas la verdad. Lo demas queda una semana casi vacia y luego el proximo fin de semana algo mas, pero pa los niños muy pocos y asi solo hay la feria pa que ganen bien cobrando a 4 euros. una verguenza


publicidad publicidad

publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad


publicidad


publicidad

    publicidad PUBLICIDAD


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2022 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es