publicidad Publicidad arjoca

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad

Forasteros

● IBAÑEZA.ES ►Martes, 26 de agosto de 2014 a las 9:01 Comentarios desactivados


Con permiso de todos ustedes, tengo que sentar una premisa: estas letras se agrupan bajo la rúbrica de “en clave de mi”, así que no esperen más que unas reflexiones desde mi particular visión que, lógicamente, no coincidirá con la suya. A esto habrá que añadir mi absoluta bisoñez en estas lides, no puede decirse que me avale “una brillante carrera literaria” a diferencia de mis vecinos de carpeta, que son plumas ya engrasadas.

Por eso me extrañó mucho el ofrecimiento de escribir algo, hacerlo con absoluta libertad y que fuera una propuesta hecha completamente en serio. No sé si escribiré algo interesante y si estará a la altura de las expectativas depositadas en mí, por Pedro y María Ángeles. El tiempo se encargará de decir si es algo viable. Vaya mi agradecimiento por delante.

Así que puede decirse que en estas lides también soy un forastero, término vinculado a mi niñez y al verano, pues era en este tiempo cuando los bañezanos que residían fuera, pasaban aquí unos días que se prolongaban hasta la Patrona, mi falta de ideología hace que yo sí pueda decir, que es la Virgen de la Asunción.

Hoy pasa lo mismo, al llegar el verano, La Bañeza empieza a llenarse de gente a la que conoces de siempre, pero que no ves más que en el buen tiempo, aunque este año, eso es un decir, lo cual resulta acogedor, es como recuperar una parte de tu niñez. Es de agradecer el que haya apellidos empeñados en no olvidar su tierra, regresan año tras año, son como “el Almendro en verano”, y ya puestos quiero recordar a quienes, muy a su pesar, no pueden hacerlo, tengo en mente a doña María Alonso Moro, si no la conocen, no saben lo que se pierden, el término señora no le hace justicia, es una dama, si pudieran conversar con ella, se darían cuenta de lo que quiero decir, pertenece a esas familias que dieron sentido a lo que hoy entendemos por bañezano.

Adjetivo complejo que define las aportaciones de sinnúmero de personas que fueron en un tiempo forasteros y que su incardinación en la vida social de nuestro pueblo a lo largo de las generaciones contribuyeron a formarlo y que dieron sentido a un estilo de vida, hoy en vías de extinción.

Todas estas reflexiones vienen a que esta Patrona no estuvo con nosotros Amalia Bayod. Su padre, vino, con su numerosa prole, a ejercer su carrera en la azucarera y su llegada causó sensación. Ellos por su parte nunca se han desvinculado aunque sus raíces están en Zaragoza, ciudad en la que su abuelo era farmacéutico y en la que dejó la huella suficiente como para ser recordado por la figura de un cabezudo que sale todos los años en las fiestas del Pilar. Y lo pongo como ejemplo porque han elegido esta nuestra tierra para descansar eternamente. Tanto sus padres como alguno de sus hermanos están enterrados en esta tierra que hoy nos acoge ¿qué mayor prueba de bañezanismo se puede ostentar? Y que diferencia con los que tanto presumieron de serlo y ni muertos han querido estar aquí.

Amalia, que esta tierra del Órbigo te sea leve hasta que llegue para todos el día de la resurrección, así se lo estamos pidiendo a nuestra Patrona, la Virgen de la Asunción.

publicidad publicidad

No se admiten comentarios.

<

publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad

publicidad


    publicidad publicidad


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2020 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es