publicidad Publicidad publicidad

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad

Las tres fábricas que nunca llegaron a instalarse en La Bañeza

● José Cruz Cabo ►Martes, 26 de diciembre de 2017 a las 0:01 Comentarios desactivados


José Cruz Cabo

A finales de los años 80 nos llamaron a los plumillas al Ayuntamiento de La Bañeza porque nos iban a presentar un proyecto de una empresa alemana, es decir un proyecto de la creación de tres fábricas con capital alemán pero que nunca llegó a ser una realidad.

Llegamos al salón de sesiones y allí estaba el alcalde, un bañezano afincado entonces en Ponferrada, Ángel Cabo, que había sido el promotor de traer y a tres personas alemanas que eran los que iban a edificar dichas fábricas para nuestra ciudad, con un total de tres empresas.

Se trataba de una fábrica de patatas para mondarlas y cortarlas, que otra fabrica las mezclaria con distintos sabores y la tercera fabricaría dicha maquina, que metiéndole un dinero te daba patatas al gusto que tu quisieras. Estas máquinas se iban a vender en Portugal y España. Se anduvo pidiendo capital bañezano para hacer una sociedad anónima.

Dos contratistas de la ciudad se encargaron de comprar los terrenos para levantar dichas fábricas, que les costó 92 millones de pesetas y estaban pegando al edificio de Cruz Roja y San Dimas, hoy todo ese terreno está edificado de empresas, pero se tardaron años en comenzar a edificarse. Uno de los socios que compró dicha finca tuvo que marcharse de la ciudad, porque el terreno no lo ocupaba nadie y había que pagar el crédito al banco.

Pasaron unos meses y volvimos a ser llamados para que diéramos fe de cómo eran las máquinas y fuimos a la cafetería Sapporo a disfrutar de dicha máquina. Llegamos a la cafetería y efectivamente allí estaba una máquina que metiéndole una cantidad pequeña de dinero te daba patatas con distintos sabores.

Una vez demostrado que la máquina valía para lo que se pretendía, todas las autoridades y la gente que pasó por allí y probó la máquina, salió contentísimo y deseando que la empresa comenzara los trabajos de edificación. Pero yo, al salir de la presentación, pregunté que dónde se había fabricado dicha máquina. Y me contestaron que en Madrid.

Por lo que volví a preguntar si la máquina se hizo en Madrid es que allí tienen la fábrica, por lo que no entiendo que quieran hacer otra aquí. Efectivamente las industrias no vinieron y como en otras ocasiones la decepción volvió a ser la comidilla de nuestra ciudad durante bastante tiempo. Pero de aquella ya estábamos acostumbrados a que nos quisieran poner cosas que terminaban marchando para otras ciudades.

publicidad publicidad

No se admiten comentarios.


publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad publicidad

publicidad

publicidad

publicidad


    publicidad Publicidad publicidad


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2020 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es