publicidad Publicidad arjoca

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad

Segunda carta al Presidente

● Ibañeza.es ►Jueves, 19 de julio de 2012 a las 21:42 Comentarios desactivados


Ha entrado usted como un elefante en una cacharrería. Claro que solo ha mirado para las estanterías más bajas. Suba la cabeza y mire a su alrededor, pida un extracto a la sección de nóminas. ¿Hasta donde piensa seguir apretando? Cuando ya nadie tenga hipoteca que pagar porque los bancos le hayan quitado el piso, cuando hayan cerrado todas las tiendas y el pequeño comercio por no tener compradores, cuando malcomamos todos hacinados en la misma casa, abuelos, padres e hijos. Cuando vaguemos por las calles, desesperados, pidiendo ayuda unos a otros. Cuando esta inmensa masa de ciudadanos no pueda pagarle los impuestos ¿Qué hará usted? No sé puede matar la gallina de los huevos de oro. Solo hay que acudir a la literatura y al cine para contestarle.

Viene a mi memoria una película, y dos novelas consideradas como las grandes utopías. Le ruego que las vuelva a leer o a ver. Le hablo de “Metrópolis” de Fritz Lang, “1984” de George Orwell y “Un mundo Feliz” de Aldous Huxley. Me vale cualquiera de las tres. Todas ellas describen varias clases sociales separadas: una, el “aparato”, que domina y controla y las otras compuestas por el resto de humanos temerosos de ese Gran Hermano que todo lo controla y recorta.

Solo de pensarlo me entra un escalofrío por el cuerpo y como no quiero que estás utopías lleguen a cumplirse le voy a seguir dando ideas:

La semana pasada ya quedamos en 8 años como máximo en política y 1.000 € por abajo y 4.000 € por arriba como máximo en los sueldos públicos. Ahora vamos a fijar los perfiles de los cargos políticos: Presidente, Ministros, Secretarios de Estado, Alcaldes, Concejales, etc. Se lo podemos encargar a una empresa especializada en selección de personal. Una vez definidos los perfiles todo será más fácil. Pongamos, por ejemplo, su cargo, el de presidente: Para ser Presidente del Gobierno seguramente el mejor perfil será el de hombre o mujer, entre 40 y 65 años, Licenciado en Derecho, Ciencias Políticas y alguna otra carrera, que hable inglés y por qué no alemán, que sepa expresarse, tenga don de gentes y sea buen negociador, y así los parámetros que sean necesarios para definirlo. Luego diríamos: ¿Cuántos españoles y españolas cumplen esos requisitos? El ordenador nos daría la cifra, que se yo: 500 o 1.000, los que sean. Habría que montar un sistema de elección para que de entre esos elegidos saliera el Presidente del Gobierno. Así con los otros cargos. Que serían muchísimos menos que ahora.

Sobre las autonomías podría decirle que son como aquel bar que montó un amigo mío, solo que cometió un fallo, contrató 17 camareros. Al momento comprobó que se estorbaban y a final de mes no podía pagarles. Es un invento de los políticos para lograr más asientos donde poder sentarse. Creo en los pueblos y los territorios, en su bagaje cultural, sus costumbres y tradiciones, incluso su idioma. Pero otra cosa es la supervivencia y ahora se trata de sobrevivir. Podemos mantener la identidad, el idioma y la cultura utilizando el castellano como idioma común sin que nos salgan granos. Se pude vivir con un solo gobierno sin perder la identidad y así nos ahorraríamos los 17 restantes.

¿Se da cuenta, Señor Presidente, de la cantidad de cosas novedosas que le ha aportado un modesto ciudadano en estas dos semanas? Reflexione sobre esto con sus sesudos ministros y su grupo de asesores. Ya sé qué pensará: “¿pero quién es este pobre diablo?”. Soy un libre pensador cansado de vivir en un club que me queda grande, un club que no puedo pagar. A lo mejor prefiero bajar a segunda división.

publicidad publicidad

No se admiten comentarios.


publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad

publicidad publicidad

publicidad

publicidad


    publicidad Publicidad publicidad


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2020 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es