publicidad Publicidad arjoca

publicidad publicidad publicidad publicidad
publicidad

Un concierto para no olvidar

● José Cruz Cabo ►Lunes, 4 de abril de 2011 a las 18:42 Comentarios desactivados


José Cruz Cabo

Al fin nuestra banda municipal estrenó el Teatro el pasado domingo, con un lleno hasta la bandera, a pesar de cobrarse dos euros por persona en la entrada. A las ocho y media, con el aforo del teatro completo, dio comienzo el concierto que abrió el acto el alcalde, José Miguel Palazuelo, quien estaba acompañado por el equipo de gobierno en pleno, quien dijo era una satisfacción personal que en esta tarde pudiéramos escuchar la banda en el teatro restaurado, que a lo largo de estos meses iban a pasar por el mismo todas las agrupaciones, culturales de la ciudad, y mucho más nuestra banda que es la más antigua de la provincia, con más de ciento cincuenta años de historia, lo mismo grupos musicales que de teatro, ya que mientras se pone en marcha la programación para el otoño, que comenzará a formar parte del plan de la Junta de Castilla y León, irían estrenándolo todas las agrupaciones bañezanas, tanto de teatro como de música o cualquier otra actuación, y se congratuló que Pachi pudiera dirigir el mismo después de la enfermedad que ha padecido durante este invierno. Además el concierto es en homenaje de nuestro gran músico recientemente fallecido, Odón Alonso Ordás y he tenido la satisfacción de recibir una llamada de su esposa, agradeciendo el acto y pidiéndome perdón por no poder asistir debido a su salud, pero esperamos que en el que se está organizando pueda venir a vernos. Hay que tener en cuenta que antes de venir al teatro hemos estado en una misa en la iglesia de Santa María por el eterno descanso de su alma.

Pachi García Vélez, nuestro maravillosa directora, dijo que la banda era la última que había usado el teatro para dar hace catorce años el concierto de Semana Santa y que ahora lo estrenaba dando también el concierto de Semana Santa. Además el concierto de hoy tiene la finalidad de homenajear a nuestro gran maestro Odón Alonso Ordás, al que yo le tenía en muchísima estima.

En el concierto este año se estrenaron cinco marchas procesionales y se inició con ”La Madrugá”. que además comienzan a interpretarla a oscuras y poco a poco, a medida que la partitura discurre, se va haciendo más claro, como si amaneciera, hasta que la luz del sol ilumina la madrugada. Los espectadores ya comenzaron a emocionarse, que fue subiendo de tono a medida que el concierto discurría, pues pocas veces hemos visto a directora y músicos, dirigir y tocar poniendo no solo los cinco sentido en la partitura, sino entregando a la misma toda su sabiduría, su emoción y su alma.

Lo mismo la banda en conjunto que los solos de clarinetes, saxofones, flautas, trompetas o percusión de distinto tipo, salían las notas fluidas, armoniosas, refulgentes, sentidas e interpretadas con el corazón, poniendo todo su saber y estar, que es mucho, en cada una de las marchas que se pusieron en los atriles. La gente no se cansaba de aplaudir al final de cada una, tanto a la directora, como a los músicos en conjunto o a los distintos solistas. “Lloran los clarines”, “A Jesús Nazareno”, “Sevilla Cofradiera” o la impresionante “La caida”, de su hermano José Vélez García, eran escuchadas en religioso silencio, y nunca mejor dicho, porque no se oía ni el llanto o chillido de un niño, y había unos cuantos, ni la tos de una persona mayor, cuando la banda comenzaba la ejecución de una de estas maravillosas marchas, solo se oía la música, la maravillosa música de nuestra sensacional banda, siempre dirigida con fervor y emoción por la maravilla de directora que es Pachi, que nos hace vivir momentos inolvidables.

El concierto finalizaba con la canción de Serrat, sobre una poesía de Antonio Machado “La Saeta”, que mientras la banda iba tocando, nuestro gran amigo y artista Antonio Odón Alonso, iba recitando los versos de la misma, que puso los pelos de punta a los asistentes. Pachi y los músicos tuvieron que interpretar la marcha “El Evangelista” y como la gente pedía más, decidió interpretar el “Himno a La Bañeza” y pedir que la gente que lo supiera lo cantara, con lo que finalizó este gran concierto que va a ser preludio de otros muchos más. Destacar que participó en el mismo, con su saxofón, Benigno González, a pesar de sus jóvenes noventa años.

publicidad publicidad

No se admiten comentarios.


publicidad Publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad

publicidad publicidad


publicidad Tanatorio San Pedro

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad


    publicidad Publicidad publicidad


    publicidad publicidad publicidad


    |Ibañeza.es | el periódico digital de La Bañeza y comarca | © 2010-2020 | AVISO LEGAL

    Ibañeza.es